13 ene. 2009

HASTA SIEMPRE


MINAS GERAIS (almadeviajante.com)


Ayer tuve que despedirme de una amiga, brasileña... tal vez para siempre. Llevaba aquí algún tiempo, pero nunca pudo traerse a su hija. Al parecer en Brasil, si el padre no te firma consentimiento, no puedes viajar fuera del país con tus hijos, ni de turismo. El padre de la niña no la visita, ni paga pensión, ni la llama... tiene otros hijos con otra mujer, otra vida y ni se acuerda de la niña, pero nunca quiso firmarle el papel. Ella mandaba todos los meses, buena parte del sueldo de camarera, para que su madre cuidara de la niña y ayudarlos a todos un poco. Siempre me decía que donde ella nació, Minas Gerais, con 3000 € eres el amo del pueblo. La cuestión es que a pesar del tiempo estaba sin papeles aún, y encima, con todo esto de la crisis, su jefe decidió que con una sola camarera le bastaba, así que la echó a ella. Y ella... quedó tan dolida... ella hacía las mismas horas, pero SIEMPRE en turno de tarde noche, que es el peor. Ella no tenía vacaciones, ni horas extras... y cuando le pidió hace tiempo librar un domingo si y otro no, se lo negaron, cuando a la de la mañana, se le permitía no venir ningún domingo. Días después oí que en realidad su jefe pretendía arreglarle los papeles casándose con ella, pero que ella cumpliera como esposa. Y ella no accedía. Lo conozco bastante, me quedé fría. No he vuelto por el bar, porque no estoy segura de como voy a reaccionar, si voy a preguntarle o voy a insultarle directamente. Al parecer una noche que estaba bastante bebido, le confesó a un cliente, que la chica iba a ser suya a cualquier precio. Anteayer se lo pregunté a ella, calló y no dijo nada, solo: "Fico tan cansada...". Le dije que denunciara, pero claro, sin papeles... Tras ser despedida, buscó trabajo. En uno la cogieron, pero el trato era siempre hasta las 3 de la mañana, y el local era de esos que solo hay hombres. Se negó. El sitio es algo apartado y ella sola con tanto hombre mayor, borracho, baboso... Yo misma le dije que con su edad, bonita y allí... no me pareció buena idea. Buscó de nuevo, pero el salario era muy pequeño y apenas tenía para pagar su parte en el piso compartido, ella y mandar a su familia. Le pedí que volviera a intentarlo, pero estaba ya muy cansada de todo y me dijo que además, ahora que la niña ya tenía 8 años, le pedía contínuamente que volviera. Que tal vez no podría tener la ropa que aquí, pero estaría con ella. Y que ya se iría apañando.


Ayer se fue, para creo no volver. ¿De qué manera va a juntar allí dinero para el avión, si ya para venir fue dinero prestado?. Yo no quise que me devolviera el que una vez le dejé yo. Lloraba mientras nos abrazaba a señor Némesis y a mí. No podía llevarse el televisor que le regalamos un cumpleaños para su habitación. Le envié esta mañana una foto de la boda donde está con nosotros, para que la tenga...
El mundo da vueltas y vueltas... tal vez algún día volvamos a vernos, nosotros viajemos allí (pero no en avión), o tal vez ella tenga mucha suerte y pueda venir alguna vez... El mundo es extraño y la vida corta, demasiado corta, y solo nos llevamos de ella, los momentos y los recuerdos de la gente que hemos encontrado y querido, en el camino. Hasta siempre, amiga.

10 comentarios:

  1. Pues otra vez, aconséjala que denuncie, puede hacerlo, incluso sin papeles. Y con la nueva ley, obligan a esos impresentables a arreglarle los papeles. Que historia tan triste Némesis y desgraciadamente tan común...
    Como dice la canción, ojala le vaya bonito...
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Estas historias sólo deberían existir en las películas ¿verdad?
    Tu amiga tiene suerte de tenerte. Le deseo lo mejor. A tí y al Sr. Némesis también, claro.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Estas cosas me indignan. Que alguien se salga con la suya y que, porque ella no tenga los papeles en regla, el abuso se convierta en su pan duro de cada día... Cuantas mujeres hay como tu amiga, Némesis. Mujeres que viajan soñando con un mundo mejor, la panacea, y al llegar aquí se encuentran atrapadas en un callejón sin salida; sin dinero y totalmente esclavizadas.

    Que tristeza.

    Espero, de todo corazón. que pueda salir adelante, tanto ella como su niña.

    Y, para ti, como siempre un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  4. Espero que le vaya bien :-(

    Vaya historias tristes cuentas amiga.

    ResponderEliminar
  5. Cuanta tristeza, para tener que morir algún día, como todos.

    ResponderEliminar
  6. A pesar de la terrible experiencia ella se lleva algo muy bueno de aquí: tu amistad. Y tú te quedas con su recuerdo y con la esperanza de que halle una vida mejor junto a su hija.No pienses en que será una despedida definitiva porque el mundo da muchas vueltas.
    Muchos besiños.

    ResponderEliminar
  7. Hola, estoy de regreso y paso a visitarte.

    Triste y común la historia que cuenta. Siempre el más fuerte termina abusando del más débil. Me pregunto si de verdad el que las hace las paga o alguno se va de este mundo sin pagar sus deudas...

    un beso

    ResponderEliminar
  8. Frabisa, creo que la mayoría se van sin pagar. Van a desaparecer por siempre, así que... hacen lo que sienten, lo que quieren, da igual si hacen daño.

    ResponderEliminar
  9. Espero que os volvaís a reencontrar y que a ella le vayan mejor las cosas, se lo merece...
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Vaya.

    La historia que nos cuentas es tan estremecedora y por desgracia, también tan común...

    Espero que ella recobre algún día la ilsuión y la fuerza y volvais a veros pronto.

    Las dos lo mereceis, no hay duda de ello.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

NUECES DICEN